jueves, 23 de febrero de 2012

Actualidad: London Fashion Week


Finalizada la London Fashion Week y con un pie en Milán, es momento de repasar lo más destacado de la Semana de la Moda londinense, que tuvo lugar en la capital británica des del 17 de febrero hasta el 22 de este mismo mes. La clausura fue a cargo de las marcas de moda masculina más prestigiosa, pero ahora es momento de hechar un vistazo a lo mejor de la pasarela de Londres.



Las cabezas pensantes de Felder&Felder, las hermanas Annette y Daniela, apostaron por una colección donde el negro, los colores tierra, los dorados, los naranjas y rojos fueron los máximos protagonistas. Prendas llenas de detalles y prints compartieron escenario con tejidos muy distintos, des del tricot hasta el cuero, pasando por telas más vaporosas. Las alemanas resaltan la figura femenina con vestidos de corte muy sexy, cool y moderno en vestidos hasta la rodilla.


El estilo personal de Basso&Brooke llenó la pasarela londinense de colorido pero, sobretodo, de estampados. Los cuadros, en todas sus dimensiones, se combinan estratetégicamente con otros estampados, creando outfits extravagantes y atrevidos para una mujer femenina y cosmopolita. Los diseñadores apostaron por vestidos entallados por debajo de la rodilla y pantalones anchos de cintura alta y algo acampanados.


Moschino Cheap&Cheap no defraudó a nadie. La marca italiana liderada desde 1994 por la veterana Rossella Jardini, se plantó en Londres con una apuesta de aires setenteros y con un estilo muy pop. Chaquetas, pantalones pero sobretodo vestidos y faldas por las rodillas donde los colores vivo y los pastel van de la mano junto con el negro. ¿Los grandes protagonistas? El amarillo y el rosa empolvado, los próximos must de esta temporada. Por cierto que la mezcla de tejidos fue una de las apuestas más contundentes.


El estilo clásico y glamouroso de Mulberry fue una de las citas más esperadas de la London Fashion Week. La marca inglesa presentó una colección donde el negro lo empañó todo pero también hubo sitio para los naranjas, los ocres, los grises y los marrones. La superposición de prendas así como los abrigos y chalecos peludos fueron una de sus apuestas más fuertes, acompañando casi siempre vestidos y faldas entalladas, de cintura alta y por debajo de las rodillas.


El británico Matthew Williamson ofreció una visión muy veraniega del invierno para su colección AW12-13. El de Manchester apostó por el colorido y los estampados con tejidos que generalmente están reservados a las temperaturas más cálidas aunque también hay sitio para tejidos más gruesos como el cuero o el pelo. Naranjas, turquesas, rojos y verdes aparecen combinados en trajes chaqueta con pantalones luciendo tobillos, vestidos entallados hasta las rodillas y vestidos largos vaporosos. Sin duda alguna, una apuesta arriesgada que funciona.


Burberry Prorsum, con Christopher Bailey en cabeza, sigió fiel a su estilo muy british presentando, entre otras prendas, las ya típicas trencas, faldas de lana y gorros. Eso sí, dándoles un aire renovador. En esta ocasión, el diseñador jugó con los patrones y apostó por los volantes en abrigos y faldas, dándoles así un toque desenfadado. En esta colección llena de detalles, los complementos como por ejemplo los cinturones, las boinas y los bolsos tienen un fuerte protagonismo.


La casa londinense Alexander McQueen con su marca McQ fue otro de los desfiles más esperados de esta edición. De la mano de Sarah Burton la marca vuelve a los orígenes y ofreció a los asistentes grandes dosis de tul y toques militares. Maxi cinturones fueron los encargados de entallar absolutamente todas las prendas femeninas, ya fueran chaquetones, vestidos o faldas. Esta nueva colección absolutamente otoñal juega con los marrones, los negros y el color burdeos y juega con estampados coloridos combinados con negros en las faldas de tul, ya sean cortas o largas. El estilo de mediados del siglo XX se impuso.


Con su nuevo apuesta, la griega Mary Katrantzou se afianzó su papel de reina del print. Con el blanco, el rojo, el amarillo, el azul y el verde como base, la disñeadora afincada en Gran Bretaña sorprendió a todos con mezclas muy acertadas para estampados muy geométricos. Pero no sólo supo ganarse al público asistente con los prints, si no que su juego con los patrones encandiló a todos. Hombros elevados y, sobretodo ruffles que empiezan en solapas y en medio de prendas fue una de sus apuestas más alternativas de Katrantzou. 


No podíamos acabar este artículo sin mencionar el trabajo del español Emilio de la Morena. El alicantino presentó una colección elegante, de líneas muy sobrias donde reinaron las prendas monocolor generalmente en blanco y negro con alguna licencia para el burdeos, el azul y el rosa empolvado. De la Morena apuesta por diseños recatados pero que ensalzan la figura femenina. En resumen, prendas con mucha clase que visten a una mujer cosmopolita.


Para más información / For more information: London Fashion Week

Síguenos en Twitter y Facebook / Follow us on Twitter and Facebook

1 comentario :

  1. Un buen repaso!! después de tanto desfile, siempre viene bien.

    kss

    ResponderEliminar

Todas las imágenes , asi como las composiciones fotográficas (excepto especificadas) son propiedad de este blog. Si quieres usar alguna de estas imágenes pide permiso ( laflorinatablog@gmail.com ) y cita la fuente (este blog).


Paperblog